miércoles, 1 de noviembre de 2017

La importancia de la ubicación de tu negocio

La importancia de la ubicación de tu negocio

Según la tradicional frase que hace las veces de mantra en el mundo de los bienes raíces, hay una cosa primordial para lograr el éxito de un negocio: “location, location, location”. Si se considera desde la perspectiva de la compra de una casa, podemos decir que es posible comprar el hogar perfecto en un lugar horrible, en cuyo caso habrá un problema. El cuidado puesto a la ubicación también debe ser una de las prioridades de los dueños de negocios. 

Antes de salir corriendo a rentar o comprar un local que te encantó por su arquitectura o su tamaño, debes preguntarte si la ubicación del mismo es capaz de entregarte beneficios a cambio del dinero invertido. Aunque tus productos, servicios, modelo de negocio y estrategia sean muy buenos, elegir un local en una mala ubicación puede evitar que tu empresa alcance todo su potencial. 

Por decirlo de manera simple y resumida, un buen local es aquel que puede maximizar la capacidad de un negocio, sin importar su tamaño o giro, para atraer clientes. Sin embargo, otros factores juegan un papel importante para lograr tener una buena ubicación. 

En primer lugar debemos tomar en cuenta la facilidad de acceso. Aunque tu negocio venda productos innovadores y de primera calidad, no lograrás vender mucho si tu local está ubicado en una zona poco segura, de difícil acceso o en un lugar con escasa o nula visibilidad. En algunos casos, la ubicación del negocio debe estar íntimamente ligada con la naturaleza del producto: nadie va a comprar guantes de lana en una playa…

En segundo lugar es muy importante tener en mente a la competencia. Debes valorar si lo mejor es no tener a ningún competidor cerca o si, por el contrario, el contar con muchos locales que vendan lo mismo que tú ha creado una especie de zona o foco de atracción en tu ciudad. En el caso de la Ciudad de México, por ejemplo, se sabe en qué zonas se venden zapatos, vestidos de novia, instrumentos musicales, etcétera. 

También hay que considerar las facilidades que el local pueda dar a las operaciones del negocio. Puede ser muy conveniente estar ubicado cerca de los proveedores o de importantes centros de comunicaciones, como aeropuertos o terminales de autobuses. 

Por último, el dueño del negocio debe evaluar qué beneficios aporta el local como tal al negocio. Un buen local también es aquel que facilita las operaciones cotidianas de los empleados y los dueños. No olvides que también es importante comprobar que el local cumpla con las normas legales.

Alcanza los objetivos de tu negocio con ayuda de la metodología comprobada de Action Coach y el Business Coaching.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Cuál es el mejor modelo de negocios?

Detrás de la decisión de abrir un negocio puede haber una enorme lista de razones. A pesar de esto, las personas usualmente deciden aba...